El FBI alerta de que Tiktok es el arma de China para influir en todo el mundo

Escrito el 18/11/2022

China ya ha robado más datos personales de estadounidenses que todos los demás países juntos.

Beijing puede usar TikTok para recopilar datos personales e información sobre dispositivos de usuario. Esto fue declarado por los legisladores estadounidenses y por el director del FBI Christopher Ray. 

Agregó que China ya ha robado más datos estadounidenses que todos los demás países combinados, y que su programa de hackers es el más grande del mundo. Ray dijo que el FBI está muy preocupado sobre la seguridad nacional contra Tiktok. 

Ray advirtió que China podría usar Tiktok para recopilar datos de millones de usuarios o información sobre sus dispositivos, lo que permitiría a China comprometer los teléfonos inteligentes de los usuarios. 

El Ministro de Seguridad Interna, A. Maorcas, en la audiencia agregó que China usa su tecnología para cambiar el campo de juego mundial a su favor. Ray también dijo que Beijing puede usar Tiktok para controlar el algoritmo de recomendaciones que se puede utilizar para la influencia política en los usuarios. 

Según él, el hecho mismo de que el bytedance (Tiktok Maternal Company) con la sede en Beijing se vio obligado a, por la ley, a transferir información interna al gobierno chino, es una de las principales razones para la extrema preocupación por la seguridad nacional de los Estados Unidos.

La historia de Tik Tok comienza con su primer padre: la aplicación Musical.ly, inventada por los empresarios chinos Alex Zhu y L. Yang. Primero, a los usuarios se les ofreció contenido en videos científicos populares de Formato de InfoTeiment de cinco minutos. 

Sin embargo, dado que hay muchos videos similares en YouTube, abandonaron el prefijo de información e hicieron que la aplicación fuera puramente entretenida: y se propusieron ver y grabar clips divertidos. 

La idea fue todo un éxito: los bloggers y las celebridades se sumaron rápidamente. Para 2016, más de 100 millones de personas en todo el mundo ya utilizaban el servicio. Su principal competidor y una vez el mayor monopolista de videos de entretenimiento cortos, Vine, se rindió sin pelear y cerró en enero de 2017.

No hay que olvidar que China es un régimen comunista donde las libertades brillan por su ausencia y las compañías están sometidas y supeditadas al gran líder que decide el futuro de todos los chinos, tengan dinero o no, sean grandes empresas o no. El intervencionismo dictatorial inherente al comunismo implica el control absoluto sobre todo y todos.